“Mantenernos activos físicamente, comer alimentos cada vez más saludables,  evitar la terapia sustitutiva hormonal en aquellas mujeres postmenopáusicas por periodos prolongados y, también, disminuir el hábito de fumar y de tomar alcohol”. Así enumeró la doctora de la Asociación Española Contar el Cáncer (AECC) Madrid Karen Ramírez, en su primera visita a la empresa de transportes ALSA, los factores de riesgo modificables para intentar enfrentarse desde uno mismo al cáncer de mama.

El objetivo de esta charla, enmarcada en el programa para empresas ‘Tu salud es lo primero’ , fue dar a conocer todo lo que rodea al cáncer de mama, incluyendo datos como el que  esta dolencia no es exclusiva de mujeres, ya que el uno por ciento de los pacientes con diagnóstico es hombre. La ponente también expuso aquellos factores que no se pueden modificar y que podrían ser un elemento de riego para el desarrollo del cáncer de mama, como puede ser la edad.

En el apartado de preguntas, los asistentes, unos sesenta, entre presenciales en la sede de la madrileña calle de Miguel Fleta, y aquéllos que se conectaron a través de ‘streaming’, surgieron algunas cuestiones como durante cuánto tiempo era recomendable usar los anticonceptivos orales, a lo que contestó Ramírez que  “la recomendación es que siempre debe ser pautado por el ginecólogo que lleve el caso individual de cada paciente, y que lo ideal es que se combinaras diversos métodos anticonceptivos para no caer en la exposición estrogénica por periodos prolongados”.

Otro aspecto que tocó la especialista fue el papel de la autoexploración mamaria. Se debe practicar solo “para empoderar a la mujer y conocer el cuerpo; pero no es un método de detección precoz”, aseguró la médica, a menos de tres semanas para la celebración del Día Mundial contra el Cáncer de Mama.

Cuando se identifica un bulto que puede ser potencialmente cáncer, “puede ser de una etapa tardía de la enfermedad, entonces ya no hablamos de diagnóstico precoz”, señala, a la vez que informó de que en la Comunidad de Madrid existe la campaña de cribado o ‘screening’  bianual para mujeres de entre 50 y 69 años. “El método que está demostrado que tiene más eficacia para detectar el cáncer de forma precoz es la mamografía”; con algunas excepciones, avanzó, como por alguna situación particular que haga variar esa frecuencia o el rango de edad.

aecc-madrid-web

Deja tu comentario