La Plaza de Cervantes se llenó de humo. No se podía contemplar a las bailarinas de danza del vientre que, promovidas por la Junta local de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) de Alcalá de Henares, estaban  anunciadas para la tarde del 31 de mayo. El desconcierto entre el público que se acercó al escenario el viernes fue enorme.

La voluntaria de la Asociación Eva Lorente, que presentó la actuación de las bailarinas de las escuelas locales Espiral Escuela de Danza y GEA Centro de Danza y Bienestar, ayudó a resolver en pocos minutos el porqué de esa humareda inesperada: “Hoy, os habéis perdido un espectáculo; pero mañana, podéis perder la vida”.

Eso sí, seguidamente y ya sin humo, no tardaron las bailarinas en demostrar al aire libre su buen hacer en el ámbito de las danzas orientales, repletas de movimientos de cadera y pelvis con mucho colorido. Aliata destacó el baile final, en donde las bailarinas mostraron una coreografía con abanicos.

Una idea que literalmente alcanzó la calificación de ‘performance’, de iniciativa artística de danza que tenía como objetivo “hacer reflexionar”, explica Norberto Aliata, presidente de la AECC alcalaína y uno de los artífices de la idea en el Día Mundial sin Tabaco.

“Hemos logrado dar el mensaje que queríamos, a pesar del viento”, sentenciaba el presidente tras una actuación corta, pero “impactante”, que ha celebrado un día sin humos de manera literal.

aecc-madrid-web

Deja tu comentario